El no encontrar en su ciudad las ofertas para emprendedoras que existían en otros países fue su disparador para crear sus proyectos. Hablamos con Marina Ponzi, Licenciada en Comunicación Social por la Universidad de San Andrés, quien vivió en México, Italia, España y Canadá. Hoy lidera la red LadiesBrunch, el BAFoodWeek y el SHE Festival

¿Cómo nacieron tus emprendimientos LadiesBrunchBAFoodWeek y SHE Festival? 

  • Lo que me motivó a emprender en cada uno de mis proyectos es ir encontrando ideas o descubriendo iniciativas que me gustan y que no existen en la ciudad donde vivo, ese fue mi primer disparador. Arranqué con la comunidad de LadiesBrunch hace 11 años por una necesidad personal; en ese momento, yo tenía claro que quería emprender y dejar de trabajar en una gran empresa (había tenido esa experiencia y no me había gustado tanto). Mi objetivo era poder conectarme con otras emprendedoras para empezar a ver qué hacer, ya que en ese momento no tenía una idea de negocio defininda y así armar mi círculo de mujeres para apoyarnos y crecer en conjunto. Cuando me puse a buscar estos espacios de conexión no los encontré, y los que había estaban en su mayoría liderados por hombres, no me creía que no existiera un espacio para la mujer emprendedora, así que lo creé.  
     
    Después con BAFoodWeek fue similar, yo venía trabajando hacer varios años en el mundo de la gastronomía como socia de una empresa de tours gastronómicos por 4 años y estaba muy inmersa en la tendencia foodie. En ese momento me di cuenta de que, en New York, San Pablo, Milán existían eventos como Food Week y pensé: “Es una propuesta muy interesante porque el argentino le encanta salir a comer afuera, este evento tiene que existir en Buenos Aires también”. Y naturalmente pasó con SHE festival que es mi último proyecto, afuera hay muchas conferencias para mujeres emprendedoras y era un sueño que tenía hace mucho tiempo muy ligado a lo que hago con LadiesBrunch 

¿Qué dificultades se encuentran las mujeres cuando quieren emprender? 

  • ¡Muchas! Por un lado, el no tener un círculo de soporte, es necesario contar con otras personas que están emprendiendo alrededor con las cuales puedas compartir experiencias y hacer preguntas, la gran mayoría de las emprendedoras no tienen conocimientos generales sobre cómo armar y gerenciar un negocio, todas venimos de haber estudiado una carrera y nos especializamos en un área, yo por ejemplo estudié comunicación. 
    La capacitación constante que aporte herramientas y habilidades para la toma de decisiones estratégicas que impacten tu negocio y el acceso a financiamiento, esto se sigue dando de manera muy informal, familiares que prestan ese capital inicial, pero no todas cuentan con esa oportunidad.  

¿Por qué se hacen necesarios los espacios de contención? 

  • Porque hay muchas emprendedoras que emprenden solas o en un equipo pequeño. Esto genera que no surjan nuevas ideas o puedan llegar a estancarse en situaciones que con el aporte o visión de terceros sería mucho más fácil resolver.  Por eso se hacen importante estos espacios donde te sientas en confianza para compartir tus experiencias, conocer la de otras, recibir consejos, y eso te ayuda a seguir adelante a inspirarte. ¡Te ayuda a no sentirte sola, compartir el éxito y el aprendizaje! Eso es lo que queremos en LadiesBrunch, espacios de networking, pero también grupos de amigas, partners de trabajo y así nos convertimos en una red que está para seguir acompañando a las emprendedoras.  

    LadiesBrunch es una comunidad de más de 60 mil emprendedoras y profesionales en Latinoamérica que buscan crecer, conectarse y generar un impacto positivo. Conoce más en https://ladiesbrunch.co/  

Fuiste la única argentina en ser parte del Programa de Liderazgo Comunitario de Facebook ¿Cómo impulsó tu emprendimiento? 

  • ¡Muchísimo! Yo venía ya con 9 años a cargo de LadiesBrunch, lo manejaba completamente por mi cuenta, y tenía una embajadora en Rosario, pero seguía con presencia local. Este programa me dio la posibilidad de poder enfocarme en el objetivo que tenía hace muchos años, ¡hacer crecer la comunidad a nivel internacional! Entonces aprendí a través de diversas mentorías y pude lanzar el programa de embajadoras donde estamos actualmente en 24 ciudades y 10 países de Latinoamérica y España. Sin duda, significó mucho para creer aún más en el proyecto, con los fondos pude actualizar la web y ampliar nuestro equipo.  

¿Crees que todo el mundo puede emprender? 

  • Para emprender tienes que ser una persona abierta a transitar la incertidumbre y el estrés, yo siento que en muchas oportunidades tengo miedo al tomar decisiones y vivo así, trato de no detenerme. Pero hay personas que no disfrutan ese altibajo y les genera mucho estrés, entonces no les recomendaría emprender. Es una decisión muy personal y tiene que estar alineada a la personalidad y objetivos propios. Hay personas que con su trabajo en relación de dependencia hace carreras increíbles y eso es súper admirable. Se vendió esta idea de que emprender era la única opción de “ser cool”cuando la realidad es diferente y la decisión debería estar más alineada a si hacerlo es realmente tu sueño. 

Inspira a otras mujeres a emprender, pero ¿quién te inspira a ti? 

  • Hay muchas mujeres que me inspiran, me gusta encontrar nuevas mujeres que tal vez no conozco bien lo que hacen y aprender de ellas. Te puedo dar un ejemplo y justo por que estamos trabajando en una alianza con Susana Balbo, quien es dueña de una Bodega que lleva su nombre, fue la primera mujer enóloga en Argentina. Ver sus charlas me inspira un montón, porque no es que venía de una familia de bodegueros, ella misma tuvo que labrar su camino y lo ha hecho estupendamente. Hay un montón de mujeres que me inspiran dentro y fuera de Argentina, me fijo también en las mujeres a mi alrededor, en mis amigas que siempre están haciendo cosas nuevas y me hacen ver los logros cercanos. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here