Andrei Rukavina

Por Andrei Rukavina 

Por supuesto, trabajar desde casa no es una opción para muchas industrias. 

Algunas personas no pueden quedarse en casa a pesar de las circunstancias actuales: profesionales médicos, cuidadores, trabajadores de la construcción y muchos otros. Todos ellos, merecen nuestro mayor respeto y apoyo. 

Al mismo tiempo, no es ningún secreto que la automatización está cambiando el futuro del trabajo. Se están reemplazando muchos puestos de trabajo, y otros se están transformando rápidamente. Hoy en día, hay un énfasis creciente en el trabajo intelectual y creativo más que en el trabajo mecánico y repetitivo. Es por dicho énfasis, que el trabajo remoto siempre será siempre una opción, pero a la vez, y más en este contexto, será la mejor opción. El foco de este articulo estará en el trabajo de oficina: administrativo, contable, financiero, comercial, informático, etc. 

Los pueblos fantasma 

Comencemos analizando las implicaciones del trabajo remoto desde el punto de vista de la Argentina, un país que concentra el 14.8 millones de habitantes solo en el área metropolitana de Buenos Aires, esto es cerca del 37% de la población del país (según los datos del último censo nacional). Fuera de este análisis quedan los motivos históricos de concentración de la población cerca de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y solo hondaremos en uno de los más populares: el trabajo.  

Todos los años llegan a Buenos Aires estudiantes y profesionales, en búsqueda de trabajos mejores pagos y con desafíos más cosmopolitas. Es decir, buscan no solo calidad sino también proyección, tener la oportunidad de participar de grandes empresas multinacionales enfrentando desafíos globales que los conecten y desarrollen vertiginosamente. Quiero dejar en claro que todo esto no es solo aplicable a Buenos Aires, sino que sirve para entender más aún la dimensión de concentración que se vive en el país. En efecto, lo mismo puede decirse para conglomerados de menor tamaño como: Córdoba, Rosario y Mendoza, entre otras. 

Una consecuencia inexorable de años de migración interna en búsqueda de oportunidades es la generación de pueblos fantasmas y el estancamiento de economías regionales. Si la opción de trabajar remotamente en empresas de primer nivel se diera de manera generalizada, ayudaría en (al menos) un aspecto de la redistribución de la riqueza la cual ocupa un lugar central de nuestras agendas hace ya varios años. Si trabajadores con mayor poder adquisitivo se distribuyeran equitativamente por todo el territorio nacional, estaríamos frente a un desarrollo más igualitario y un mercado más pujante para emprendedores en bienes y servicios regionales.   

El trabajo remoto flexible 

¿Funciona? ¿qué probó la pandemia?  

El trabajo remoto (cuando podemos elegirlo) no debe ser asociado con encierro, sino que, por el contrario, debe ser visto como libertad. Esto es libertad para elegir donde vivir, libertad para decidir cómo utilizar mejor el tiempo y que comunidad vamos a ayudar a desarrollar.  

Cuando se trata de aspectos prácticos, las ventajas de administrar una empresa remota superan con creces las desventajas (más sobre esto a continuación). El trabajo remoto mejora la retención de empleados. Solo pensemos en la pérdida de productividad que conlleva contratar y capacitar empleados con demasiada frecuencia. Si podemos prevenir el agotamiento ofreciendo buenas condiciones de trabajo, las finanzas de la compañía lo agradecerán a largo plazo. 

Analicemos las ventajas más comunes del trabajo remoto para empresas y empleados 

Mejor equilibrio entre la vida personal y laboral 

Muchos trabajos remotos también vienen con horarios flexibles, lo que significa que los trabajadores pueden comenzar y terminar su día como lo deseen, siempre que su trabajo esté completo y genere buenos resultados. Este control sobre su horario de trabajo puede ser invaluable cuando se trata de atender las necesidades de su vida personal. 

Menos estrés en los viajes diarios 

El tiempo promedio de viaje de ida y vuelta a la oficina en CABA es de 59,1 minutos, eso son casi dos horas cada día y si tenemos en cuenta que el 2020 tuvo 244 días laborables, se ahorraron un promedio de 40.05 horas mensuales por persona dedicadas en ir y volver del trabajo solamente. Pero esto de perder el tiempo viajando es solo una de las desventajas de ir y volver del trabajo. Más de 30 minutos de viaje diario de ida y vuelta se asocian con mayores niveles de estrés y ansiedad, e investigaciones (Time, 2014) muestran que viajar un total de 16.09 km al trabajo todos los días está asociado con problemas de salud como: 

  • Colesterol alto 
  • Azúcar en sangre elevado 
  • Mayor riesgo de depresión 

Dejar el viaje diario te ayuda a mantener tu salud física y mental. El ahorro de tiempo puede permitirle concentrarse en prioridades fuera del trabajo, como dormir más por la mañana, pasar más tiempo con la familia, hacer ejercicio, estudiar o perfeccionar una habilidad. 

Independencia de la ubicación 

Uno de los beneficios considerables de trabajar desde casa es tener acceso a una gama más amplia de oportunidades laborales que no estén limitadas por la ubicación geográfica. Esto puede ser especialmente útil para quienes buscan empleo y viven en comunidades rurales y pueblos pequeños donde puede que no haya muchos puestos de trabajo locales disponibles. 

No tener un lugar de trabajo establecido significa que, antes de la pandemia, los trabajadores completamente remotos también podrían viajar y vivir como nómadas digitales mientras tienen una carrera significativa. Aunque un estilo de vida nómada completo está actualmente en suspenso, a medida que las fronteras comienzan a abrirse, sigue siendo un beneficio definitivo. 

Además, el trabajo remoto es una excelente manera de evitar las áreas de altos alquileres, especialmente para puestos (como tecnología) que solían requerir vivir en una ciudad con un alto costo de vida. Con el trabajo remoto, ya no hace falta vivir cerca de un área metropolitana importante para tener una carrera que le guste. 

Inclusividad mejorada 

El trabajo remoto permite a las empresas adoptar la diversidad y la inclusión mediante la contratación de personas de diferentes orígenes socioeconómicos, geográficos y culturales y con diferentes perspectivas, lo que puede ser un desafío cuando la contratación se restringe a un lugar específico en cual no todos quieren o pueden pagar. 

Al contratar empleados que pueden trabajar desde casa en las comunidades donde se sienten más cómodos y apoyados, las empresas optan por apoyar la diversidad, la comunidad y la familia. 

Ahorro de dinero 

El combustible, el mantenimiento del auto, el transporte, el estacionamiento, los almuerzos comprados y más se pueden reducir o eliminar por completo de los gastos. Estos ahorros se acumulan y devuelven más dinero al bolsillo. Los ahorros no son solo para los empleados. A medida que más y más empresas permitan que los empleados continúen trabajando desde casa después de la pandemia (casos como los de Twitter, Square, Shopify y Facebook, entre otros) también verán importantes ahorros de costos a largo plazo, en cosas como: 

  1. Gastos generales 
  1. Costos inmobiliarios 
  1. Subsidios de tránsito 
  1. Continuidad de operaciones 

Impacto ambiental positivo 

Podemos comprimir en gran medida nuestra huella de carbono solo la reducción del uso de medios de transporte urbano. Un relevamiento realizado por la Secretaría de Ambiente de la Ciudad de Buenos Aires, a través de la Agencia de Protección Ambiental (APrA), reveló que la presencia de gases contaminantes se redujo hasta en un 50%. El estudio se llevó a cabo entre el 20 y el 25 de marzo, apenas comenzado el aislamiento social preventivo y obligatorio, y los resultados se contrastaron contra el mismo periodo del año pasado. Más allá de la situación particular que se vivía en ese entonces es importante destacar que disminuir el uso de medios de transporte que emiten gases contaminantes es una de las salidas para mejorar la calidad de aire de las grandes ciudades y el trabajo remoto poder ser un catalizador para lograrlo. 

Sin embargo y como todo en la vida, siempre hay otra cara, ¿cuáles son las desventajas de trabajar remotamente? 

El trabajo en equipo y el liderazgo pueden ser un poco más desafiantes 

Al comenzar a practicar el trabajo a distancia, son absolutamente necesarios algunos ajustes y el desarrollo de nuevas competencias. Los empleados deben aprender a comunicarse en línea y tener calls de manera eficaz, así como también a colaborar con otros de forma remota y utilizar muchas herramientas de colaboración digital diferentes. La transición puede ser difícil, pero las nuevas competencias siempre son bienvenidas y facilitan el progreso individual y empresarial.  

Liderar un equipo remoto también puede ser un poco más desafiante. Puede haber una sensación de falta de control y ser un poco más difícil desarrollar el espíritu de equipo. Los dos mejores consejos que puedo darles a los nuevos líderes remotos son:  

  1. Pasar de ser un líder basado en el tiempo a ser un líder basado en resultados 
  1. Buscar promover un sentido de pertenencia  

Mas información disponible en este blog de Spica. 

Con el liderazgo remoto, las mejores prácticas de liderazgo realmente marcan la diferencia entre ser un líder pobre o excelente. Por lo tanto, los gerentes remotos deben invertir aún más en sus habilidades de liderazgo, lo que nuevamente es beneficioso para todos.  

Sentimientos de aislamiento  

Ya sea que hablemos de empleados o gerentes, todos somos seres sociales y no podemos prosperar sin la interacción humana. El aislamiento es una de las principales razones de la depresión y la falta de productividad. Es necesario asegurarnos que, como trabajador remoto, o líder remoto, el equipo no se sienta aislado. A continuación, se incluyen algunos fundamentos que es necesario recordar para evitar estos sentimientos de aislamiento:  

  1. Combinar trabajo remoto y trabajo en la oficina  
  1. Usar la cámara cuando se comunique en línea  
  1. Utilizar medios de comunicación tradicionales (teléfono…)  
  1. Organizar reuniones (virtuales), eventos de formación de equipos, etc.  
  1. Check-in al empezar a trabajar  
  1. Recordar los cumpleaños o eventos personales, tener reuniones de trabajo informales  

Distracciones en el hogar y pérdida del balance entre la vida personal y laboral  

Cuando se trabaja de forma remota, no estamos bajo la influencia de las distracciones de la oficina, pero, por otro lado, nos enfrentamos a un montón de nuevas distracciones, especialmente si trabaja con niños, mascotas, pasatiempos, televisión, etc. Es muy beneficioso para los trabajadores remotos tener un espacio de trabajo sin tales distracciones. Además, cuando se trabaja de forma remota, puede resultar más difícil encontrar el equilibrio adecuado entre la vida laboral y la personal. Hay dos grandes trampas, la primera funciona todo el tiempo, ya que el escritorio y la computadora están siempre cerca. Esto es especialmente peligroso para los adictos al trabajo. La segunda trampa es trabajar durante unos minutos y luego prestarles atención a los miembros de la familia, luego volver a trabajar y así sucesivamente; luchando con el multitasking. Cuando se trabaja de forma remota, tiene sentido estar al 100% en el trabajo con total concentración durante las horas laborales (incluso si son muy flexibles) y ser completamente libre durante las horas no laborales. 

Equipamiento y costos 

La otra pregunta que surge frecuentemente es el equipamiento. Una investigación de Buffer (Buffer, 2021) muestra que 3 de cada 4 trabajadores remotos cubren sus propios costos de Internet sin la ayuda de su empresa. Muchas personas ya tienen conexiones a Internet de alta calidad en casa, por lo que el trabajo remoto no es una inversión significativa. 

Pero incluso en los casos en que el empleador necesita proporcionar equipo o cubrir los costos de Internet, ¿esos gastos serán realmente más altos que el costo de mantenimiento de un fastuoso edificio de oficinas? 

En mi experiencia, los líderes que quieren volver a los “buenos viejos tiempos” solo buscan una excusa para no evolucionar y hacer los ajustes necesarios a una nueva realidad. 

Democratización del trabajo 

Mas bien de las oportunidades laborales 

Durante el 2020, los empleados esperaron que sus empresas permitan el trabajo remoto, especialmente si su presencia física no es necesaria. Un lugar de trabajo moderno y amigable para los empleados hoy en día es, definitivamente aquel con políticas de tiempo y espacio flexibles. Tener una política de flexi-time y flexi-space significa que también puede atraer mejores talentos o buscar talentos casi sin límites geográficos. 

Hay talento en todas partes, esperando ayudar a lograr los objetivos de la empresa, siempre y cuando podamos ofrecerle condiciones de trabajo flexibles. 

Particularmente tuve la oportunidad de contratar talentos increíbles, sin preocuparme por dónde vivían. El talento no es exclusivo de una determinada zona del país. Hay gente fantástica en todas partes y me encanta poder contratar a cualquier persona, sin restricciones geográficas.  

Lo más evidente del trabajo remoto es que los empleados tienen más tiempo libre para disfrutar. Ya no tienen que viajar diariamente y pueden tener horarios más flexibles. Toda esta libertad tiende a asustar a la gente. Tanto los gerentes como los empleados se preguntan: ¿por qué alguien sería productivo cuando no está siendo supervisado? 

Las personas no necesitan un seguimiento constante para hacer un buen trabajo. Lo que sí necesitan es un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida, con mucho tiempo para ver a sus seres queridos y ser partes activas de su comunidad. El trabajo remoto proporciona precisamente todo esto. 

En AlixPartners vivimos una búsqueda constante por lograr los más altos niveles de productividad. Sin embargo, la productividad no solo no se vio afectada durante la pandemia, sino que entendimos que nos estábamos limitando al solo buscar talento en la ciudad donde tenemos nuestras oficinas. Desde marzo de 2020 tenemos gente trabajando desde Oberá, Mendoza, Rosario, La Plata con opción a ir a las oficinas cuando gusten. Un esquema mixto.  

El trabajo remoto se ha convertido en una parte esencial de nuestra cultura, donde más de 2.500 colegas en más de 13 países colaboran regularmente en múltiples zonas horarias. Esto a su vez es otro gran ecualizador mundial pero especialmente importante a quienes vivimos en países no centrales. El trabajo remoto generalizado que se dio durante la pandemia igualó las condiciones en las que trabajamos, especialmente frente a nuestros clientes. Eliminó una diferencia previamente existente pero absurda: Los que estaban físicamente en sus oficinas y aquellos que teníamos una presencia mixta.  

Si bien perdemos la oportunidad de vernos cara a cara a través de viajes y eventos de toda la empresa, y algunas de nuestras reuniones de negocios de rutina se han interrumpido, hemos tenido la suerte de que la pandemia no haya causado el tipo de impacto que otras organizaciones han experimentado. 

La clave es que los equipos remotos siguen siendo equipos y siguen trabajando con responsabilidad, bajo supervisión y espíritu de equipo. Como mencioné anteriormente esto es más fácil de lograr si se usan las herramientas digitales adecuadas de gestión de proyectos, nosotros usamos DevOps y Teams por ejemplo, se organizan llamadas regulares con el equipo (y uno a uno cuando sea necesario). Si estas condiciones se dan, entonces el trabajo seguirá funcionando sin problemas. 

Desigualdades salariales 

Es cierto que existen ciudades más caras que otras. El costo de vida en Argentina suele variar entre un 10 y 45% según las ciudades y regiones que se compare, pero ¿no es esto em parte, consecuencia directa de desequilibrios en concentración del mercado? Solo se puede acceder a servicios y productos de calidad en ciudades donde el mercado sea lo suficientemente grande como para justificar la inversión. Esto en Argentina son 4 conglomerados urbanos como mucho. Alejados de los mismos, la población tiene que contentarse con lo que queda. (seguir) 

Abramos el debate al análisis de qué sucedería si ofrecemos sueldos de primer nivel sin importar la ubicación espaciotemporal del talento, siempre y cuando se encuentre disponible conexión decente a internet: 

  1. Fomentaríamos la migración en sentido opuesto. ¿Cuántos amigos y familiares conocemos que, debido a lo ocurrido en el 2020, decidieron escapar de las grandes ciudades hacia localizaciones más tranquilas y con acceso a más espacio verde? 
  1. ¿Cuánto desarrollo estaríamos distribuyendo hacia el interior del país donde antes era impensada la posibilidad de trabajar en una compañía internacional? 

La crisis de la pandemia nos ha empujado años hacia el futuro. Muchas empresas se dan cuenta ahora de que trabajar desde casa las hace más productivas, y si es cierto que eventualmente habrían llegado a esa revelación, pero los eventos actuales aceleraron el proceso.  

El trabajo remoto trae grandes beneficios a nuestra sociedad y si bien, no es para todos, tenemos que aprender a entender que es una versión del presente y no el futuro. 

Las opiniones expresadas son las del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista de AlixPartners LLP, sus afiliadas o cualquiera de sus respectivos profesionales o clientes. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here