La fundadora y directora de Síntesis Biológica, Jimena Sabor, en una entrevista nos compartió su experiencia como mujer emprendedora y líder en el sector agrícola, cómo aporta su granito de arena a la igualdad de oportunidades y la visión sobre Argentina en cuanto a la innovación.  

Siempre quise ser Susanita y la vida me llevó por el camino de Mafalda. Terminé siendo una mezcla ´imperfecta´ de Susanita y Mafalda”, así es cómo se define Jimena Sabor, madre de seis, emprendedora y directora de Síntesis Biológica. Oriunda de la provincia argentina de Córdoba, Jimena dirige desde 2006 la organización que fundó con el objetivo de elaborar bioinsumos a través de investigación y desarrollo biotecnológico.  


Bioinsumo agrícola: producto obtenido a partir de organismos vivos o derivados, que mediante el empleo de herramientas biotecnológicas permiten generar bioestimulantes, biofertilizantes, biocontroladores, bioestabilizadores, bioinoculantes, entre otros productos con propiedades beneficiosas para los suelos y la protección de cultivos y ambiente. 
 

¿Cómo comenzó en el mundo agro? “Siempre me gustó vivir en el campo y me imaginaba en un Falcón Rural con una familia numerosa. Estudié bibliotecaria. Nada que ver (entre risas inocentes) hasta que empecé a trabajar con mi papá que era ingeniero agrónomo con un emprendimiento y así me fui metiendo en esto, de a poco enamorándome de los microorganismos, ¡que son apasionantes!”. Su vinculación y emprendimiento que hoy lleva el nombre de Síntesis Biológica tuvo sus primeros pasos hace casi 25 años cuando su padre descubrió el primer producto y lo ayudó a inscribirlo. “Allí arrancó el largo camino, pero si es cierto que hubo un auge importante en los últimos 3 o 4 años”, refiriéndose a que el tema de bioinsumos, agroecología, sustentabilidad adquirió protagonismo y la compañía tuvo un despegue exponencial.   
 
Hoy en día la organización cuenta con un equipo multidisciplinario de profesionales en microbiología, biología, finanzas, comunicación, contaduría e ingeniería agrónoma. “Me rodee de jóvenes expertos para que desplieguen su conocimiento. Cada vez somos más y estamos más profesionalizados. Me encantan los equipos de trabajo de jóvenes. Tienen unas ideas fantásticas para potenciar la innovación y me entusiasman. Lo disfruto muchísimo”, comenta con orgullo la emprendedora cordobesa. Además, Síntesis Biológica es miembro de la Cámara Argentina de Bioinsumos, del Comité de las Buenas Prácticas Agrícolas y está vinculado al Ministerio de Agricultura de Córdoba y al Foro Productivo Zona Norte.  
 
Liderando por la igualdad 
La industria agrícola, así como tantas otras, están estereotipadas por ser sectores de hombres por requerir habilidades “duras”. Jimena se las ingenió para abrirse camino y hoy convertirse en una referente, no solo como mujer, madre y emprendedora, sino como líder de una compañía en el sector vinculado al campo y a la ciencia. Sin embargo, la Directora de Síntesis Biológica afirma “en lo personal nunca me he sentido discriminada ni me he limitado por ser mujer a algo. Particularmente soy producto de un hogar que a lo mejor era más con perspectiva de género, que en esa época no existía ese término, y naturalmente fui viviendo mi vida como una persona que hacía lo que tenía ganas de hacer. De hecho, es así. El ambiente rural es más machista pero mentiría si digo que me sentí limitada”.  
 
Su participación en la mirada de género se la atribuye a Andrea Grobocopatel, Presidenta en Resiliencia SGR, quién una vez le dijo: “que vos puedas no quiere decir que todas las mujeres puedan, o por falta de oportunidades o tipo de personalidad, etc. Y las que hemos podido, tenemos la obligación de ayudar a que puedan todas”. Desde allí Jimena se interiorizó en el tema, estadísticas, el entorno y se dio cuenta que, en realidad muchas mujeres se ven limitadas simplemente por ser mujeres. Actualmente, participa en #AgendaXlaIgualdad evaluando acciones posibles de implementar en pequeñas ciudades con mujeres rurales. “Mi desafío personal es ayudar a otras mujeres a que puedan. Desde mi lugar a difundir la agenda, a mentorear. Creo que necesitamos mujeres líderes generosas para ayudar a más mujeres y que tenga un efecto multiplicador”, sostiene Jimena.  
 
¿Qué consejos le darías a las chicas que hoy en día si bien tienen más oportunidades que antes aún siguen enfrentándose a un techo de cristal? 
– Que no se achiquen y que enfrenten todos los desafíos. Que se sientan absolutamente libres y que busquen apoyo en mentores para que las ayuden a ir subiendo los diferentes escalones de sus carreras o emprendimientos. 
Hay mucha gente generosa dispuesta a dar su tiempo y consejos, que se rodeen de gente así, hombres o mujeres, que las ayuden a romper esos techos.  
Creo que visibilizar a mujeres que hacen cosas es algo muy positivo, entonces mi invitación hacia las mujeres líderes es que visibilicen lo que hacen. Que ayuden a chicas más jóvenes o nuevas a visibilizar sus pequeños o grandes logros porque eso ayuda a ir rompiendo esos techos. Tratar de convertirse en fuente de inspiración.  
Por ejemplo, una chica que dice quiero ser mamá y arquitecta, me ven con 6 hijos, una empresa, y piensan me voy a animar, le voy a escribir y preguntarle cómo hizo. También es clave acercarse y preguntar.  
 
“El desafío en general para las mujeres es auto desafiarse e ir a donde tengan ganas de ir”  
 
¿Cómo describirías tu liderazgo? 
– El emprendedor va haciendo y muchas veces no piensas porque puede que te paralices. Pero creo que mi liderazgo se ha ido haciendo más consciente. Yo nunca me hubiera atrevido a decirte que me considero una mujer líder. Pero con todo esto que me he ido formando, me he hecho más consciente que ocupo un rol de liderazgo y lo he ido puliendo, haciéndolo más sensible. El emprendedor cuando está en la resolución del día a día, de pagar sueldos, comprar insumos, no tiene tanto tiempo de mirar hacia afuera y ahora al profesionalizar la empresa, puedo mirar hacia adentro y reconocerme como líder, ver hacia afuera y ver las necesidades.  

Yo soy bastante perfil bajo entonces me costó “creérmela”. Siempre minimizaba y de a poco fui tomando consciencia. Por ejemplo, vas al congreso de Aapresid (Congreso del agro argentino más importante) y ves cuantas empresas están auspiciando que la dueña y directora es una mujer. Es algo inusual; miro para atrás, y me doy cuenta de que, es un emprendimiento que arrancó absolutamente a pulmón, sin una inversión externa y ahí te auto-valoras. Si miro para atrás, noto que hice mucho, pero sigo siendo la misma de siempre. 

Argentina, COVID-19 y futuro  
Al pertenecer a la cadena primaria, su sector no se afectado por la crisis y pausa de la mayoría de los sectores a raíz del COVID-19. Si bien no cree que este cambio de paradigma traiga aparejadas cosas para la industria de los bioinsumos, Jimena expresa “si creo es que nos cambió la forma de ver las cosas, de manejarnos como seres humanos, cómo gestionar la empresa. Como seres humanos no vamos a volver nunca a ser los mismos y la vida no va a ser la misma. Ni hablar que todo lo digital que venía muy marcado con esto se aceleró”.  
 
Con respecto a la posición del país austral respecto a los bioinsumos agrícolas sostiene: “en Argentina hay muchísima innovación… en el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas en Argentina (CONICET), en el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), en la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) y en otras universidades como la Nacional de Río Cuarto. Hay desarrollos por todos lados. No creo que falte materia prima en cuanto a científico y emprendedores. Es muchísimo lo que se está haciendo y se puede seguir haciendo, se puede crecer y exportar. Lo que creo que le falta es la normativa de bioinsumos que fomente el sector. Cuando eso se destrabe las inversiones van a llegar solas. Es un sector que no tiene techo y que hay muchísimo por hacer”.  
 

¿Qué es lo que te gustaría que la gente pensara cuando escuche sobre Síntesis Biológica? 
– En cuanto a lo comercial: innovación en microbiología agrícola. Pero yendo a lo institucional o emotivo: referentes en microbiología agrícola. 
“Yo hago mucho foco en el equipo humano, en la gente. Que digan esa es una empresa en la que quiero trabajar”. La compañía trabaja diariamente para crear valor económico, social y ambiental. 

JIMENA SABOR | Directora de Síntesis Biológica 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here